30 años del PCE


Fue en el Sábado Santo "Rojo" del 77 cuando los comunistas de España pudieron al fin mostrarse sin miedo a ser represariados. Muchos exiliados de este partido volvieron a nuestro país junto con otros tantos militantes de otros partidos. Dejando de un lado la Guerra Civil, hemos de reconocer que la labor del Partido Comunista de España fue fundamental para el camino de la democracia. Supieron ceder y dar una confianza a los cuerpos militares para mantener la calma. Suarez así lo supo ver y, a pesar de ser un anticomunista declarado, se adelantó a muchos para legalizar a la formación liderada por Santiago Carrillo. Nadie es un santo, eso lo sabemos todos, pero muchas veces hay gente que sabe rectificar.


Ese PCE que se legalizaba se mostraba como un partido renovado que se había adscrito al "eurocomunismo", un movimiento que condenaba los crímenes perpetrados por Stalin y la Unión Soviética. Muchos temieron esta medida valiente del señor Suarez, pero lo que tanto miedo les daba no era para tanto. Los primeros resultados democráticos dieron la razón al que era Presidente del Gobierno: el PCE no era tan fuerte como se creía. De esta manera, se supo controlar el proceso democrático impidiendo que un sector político no se sintiera apartado y se hiciera más fuerte en la clandestinidad.

Nuestra transición fue un modelo que sigue vigente para muchos que intentan desarrollar una verdadera democracia. Eso lo sabemos y así lo debemos ensalzar. La legalización del PCE fue una parte fundamental de este movimiento, quien niegue esto está tapándose los ojos voluntariamente. Después de esto, los representantes del comunismo en España se fue diluyendo poco a poco. Esto puede que sea así por la actual estabilidad, quién sabe, pero esta bajada también es debida a la actual toma del poder por parte de unos incompetentes. El que fue un gran partido en otros años, parece que está destinado a perder su identidad con estos nuevos dirigentes.


Hubo unos tiempos en los que el PCE, metido en el amalgama de Izquierda Unida, tenía un peso indispensable en la política española. IU se convirtió, teniendo en el mando al señor Anguita, en un partido importante, con personas responsables que velaban por los ciudadanos y que tenían en cuenta los verdaderos problemas. Ahora, lamentablemente, la formación de izquierdas está más hundida que nunca gracias a unos políticos que se han dedicado a ser el satélite del PSOE y no su alternativa. Llamazares, junto con sus secuaces, ha conseguido que el partido esté en los momentos más bajos de su historia gracias a las políticas de apoyo al PNV en el País Vasco o al "No a la guerra" que tenía su sentido hace unos años y no ahora.


Izquierda Unida se ha convertido en un partido que el PCE del 77 no reconocería. Nos encontramos con un grupo dividido, oscuro y que no levanta los ánimos de sus militantes. Esperemos que vuelva a tener el lugar que se merece y no el que ocupa ahora teniendo menos escaños que los nacionalistas. 3o años después, el PCE necesita nuevos aires frescos para seguir representando a una parte importante del electorado español. Necesitamos unos comunistas consecuentes, esa es la verdad.

Comentarios

Naveganterojo ha dicho que…
Recuerdo aquella fecha,yo tenia pocos años,pero ya trabajaba en una empresa grande,donde el movimiento sindical empezaba a despuntar.
Aquel dia cuando salimos a pasear todos los amigos,no dieron a cada uno un clavel rojo y fuimos tan orgullosos con el clavel sin saber muy bien que significaba todo aquello,ni el porque de la alegria de mucha gente mayor.
Felicidades a todos los comunistas que con su "perdon a los crimenes de la dictadura"hicieron posible la entrada de una democracia mas amplia,aunque ultimamente nos la estamos dejando escapar entre los dedos.
Salud.
Duende Crítico ha dicho que…
¡Qué bonito naveganterojo! Ojalá hubiera vivido la transición...
Naveganterojo ha dicho que…
Amigo,la estas viviendo con tu blog.
Gracias por hacerme recordar aquella epoca.
Bernat Vidal Arbona ha dicho que…
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Duende Crítico ha dicho que…
Curioso dato el que me has dado Bernat. Quizá es lo que debería hacer el PCE a nivel nacional...
El Cerrajero ha dicho que…
En la actualidad los sindicatos son una mafia de chupones --a destacar CCOO y UGT-- y comunistas quedan tantos como falangistas, afortunadamente.

Más arriba dicen 'Felicidades a todos los comunistas que con su "perdon a los crimenes de la dictadura" hicieron posible la entrada de una democracia mas amplia' pero se le olvida añadir 'Felicidades a todos los asesinados por los comunistas que con su "perdon a los crimenes de los rojos" hicieron posible la entrada de una democracia mas amplia'.

Porque ese fue el secreto de la transición: marcar una línea y mirar hacia adelante, justo todo lo contrario de lo que se ha empecinado Rodríguez el Traidor.

Claro, que aquello fue Izquierda y lo de ahora es Izmierda.
Duende Crítico ha dicho que…
Pues cerrajero, felicidades a todos.